Como ivernar una piscina correctamente

Cuando la temporada de baño finaliza, es hora de acondicionar la piscina mediante equipos y la aplicación de productos químicos para el agua, con el objetivo de preservar sus propiedades, reducir los costes de mantenimiento y prepararla para la próxima temporada…

Cono ivernar una piscina convencional:

Los pasos a llevar a cabo son:
• Cerciorarse que el agua esté por debajo de 15 ºC.
• Retirar una pequeña cantidad de agua para evitar el desbordamiento.
• Limpiar concienzudamente la piscina.
• Comprobar y ajustar el nivel de pH.
• Realizar una cloración de choque (en el caso que no indique lo contrario el fabricante).
• Comprobar y ajustar de nuevo el nivel de pH.
• Añadir los productos invernadores (exento de metales en caso de ser una piscina de liner), repartirlos bien por toda la piscina y asegurar que el filtro está a pleno funcionamiento para asegurar un mejor reparto del producto.
• En caso de disponer de cobertor, utilizarlo.
• En caso de escaleras metálicas, desmontarlas.
• Durante el invierno, dependiendo de las condiciones climáticas, es necesario añadir los productos de invernaje de nuevo.
• Cada 2-3 semanas poner el filtro unas 2-3 horas para que no se obstruya.
En primavera, estar atentos a la temperatura del agua, ya que cuando supere los 15 ºC es necesario empezar con los tratamientos convencionales.

 

Como ivernar una piscina con cloración salina:

Cuando las piscinas disponen de sistemas de electrolisis salina para el tratamiento del agua se recomienda seguir una serie de pasos. Si la temperatura del agua es superior a los 15 ºC, deberá de mantener el equipo en funcionamiento las horas suficientes para mantener un residual de cloro entre 0,5-1,0 ppm, ajustando el pH entre 7,2-7,4, de forma manual o automática.
Si la temperatura del agua es inferior a los 15 ºC, deberá de seguir los pasos siguientes:

Desconectar eléctricamente el equipo de electrolisis y extraer la célula generadora de cloro, limpiarla con un desincrustante de células electrolíticas para eliminar las incrustaciones que hayan podido quedar adheridas
a las placas.
• Guardar la célula generadora de cloro en un lugar seco y protegido de las inclemencias climatológicas.
• Si dispone de un equipo de control y regulación de pH o de pH/redox, extraer con sumo cuidado los electrodos de pH y redox, colocarlos en solución conservadora en la funda original o bien en un vaso en un lugar seco y protegido de las inclemencias climatológicas.
• Verificar que durante su almacenamiento los electrodos de pH y redox mantienen en su extremo final (zona humedecida) el líquido de solución conservadora que viene de fábrica. En el caso de su evaporación o pérdida
accidental, verter un poco de solución conservadora en la caperuza o carcasa protectora.
Seguir el tratamiento clásico de invernación.

Fuente: boletín Asonew

¿ Te ha servido de algo este Post ? Deja un comentario.

No deje de visitar la sección de productos químicos para su piscina de la tienda de Comercial Llinás

 

Guardar

×
¿En que podemos ayudarte?